Impactos de la crisis sociosanitaria en la Comisión Catalana de Ayuda al Refugiado

29 junio 2020 Noticias
Featured Video Play Icon

La crisis de la COVID 19 ha afectado muchos ámbitos y sectores de la sociedad por lo que la innovación y la cocreación de soluciones serán clave para avanzar en una nueva etapa sin precedentes en las últimas décadas. Desde Amiga ETT Social iniciamos una serie de entrevistas a profesionales de diferentes sectores para conocer sus visiones sobre cómo se ha transformado la sociedad y qué cambios prevén en el futuro más próximo. Queremos acercarnos al nuevo papel de las empresas y de las entidades en el contexto posterior a la COVID 19.

La Comisión Catalana de Ayuda al Refugiado es una entidad que trabaja en la defensa del derecho de asilo y los derechos de las personas refugiadas y migradas. La entidad deriva personas en búsqueda de empleo y contrata el servicio del ETT Social. Víctor Príncep, del Área de Alianzas Estratégicas, nos habla sobre cómo han atendido a las personas durante la emergencia de la COVID, las soluciones que han incorporado a la organización y cual puede ser el valor de Amiga ETT en el nuevo mercado de trabajo.

 

¿Qué cambios estáis detectando en vuestra actividad y con las personas que atendéis?

El elemento de la presencialidad y la relación directa es muy importante en la atención a personas en itinerarios de trabajo. Este elemento quedó parado por la crisis de la COVID y el estado de alarma. Ahora es un momento de reconstrucción, teniendo presente que la realidad en la que nos encontramos es diferente a la  anterior. Hemos de ajustar la atención presencial que teníamos. Otro elemento es tener muy presente las diferentes maneras en que cada persona ha gestionado esta situación tan excepcional. Trabajamos con solicitantes de protección internacional que vienen de países donde ya han vivido momentos de excepcionalidad y la situación que han vivido en aquí, en algunos casos, no les ha afectado tanto porque ya tenían esta competencia de resiliencia muy interiorizada. En otros casos hay personas que han vivido la situación con más angustia y con la sensación de perder el tiempo y no avanzar en su itinerario. Esto lo tendremos que tratar diferencialmente según cómo lo haya vivido cada persona.

En cuanto a la organización hemos tenido que elaborar nuevas metodologías de trabajo, debido a que el uso de las tecnologías no lo teníamos incorporado. Algunos protocolos y procedimientos que estaban muy establecidos se han adaptado al trabajo telemático. Por otro lado ha supuesto aportar e innovar en soluciones que se han demostrado útiles y que han venido para quedarse. Por ejemplo, los talleres que hacíamos de manera presencial ahora se han hecho online, se han podido grabar, se han colgado en un repositorio y ahora todos los participantes tienen acceso.

 

¿Qué valor puede aportar Amiga ETT Social en este nuevo paradigma?

Amiga ETT puede aportar una mirada muy especializada desde el tercer sector en una función que mayoritariamente hasta ahora la realizan empresas de trabajo temporal clásicas. Esto supone un elemento de original, diferencial, que puede ser muy positivo para las personas que atendemos a la hora de insertarse laboralmente, puesto que dinamiza el mercado de trabajo desde unas coordenadas diferentes de las que normalmente se conocen.



VEURE TOTES LES NOVETATS